Olvídate del tabaco con estas plantas medicinales

Dejar el tabaco es uno de los propósitos más repetidos en todo el mundo y probablemente, uno de los más incumplidos, aún cuando es una droga que según la OMS, tiene mil millones de consumidores en todo el planeta y mata cada año a casi 6 millones de personas.

Una de las causas de esta situación es que la nicotina eleva el nivel de dopamina en el organismo, el neurotransmisor que refuerza comportamientos placenteros como comer o practicar sexo.

QUIERO UN BUEN NIVEL DE DOPAMINA, SÍ, PERO SIN EFECTOS SECUNDARIOS

En ese caso debes escoger unos determinados hábitos cotidianos:

  • Una dieta muy variada, rica en proteínas, vitaminas y cereales integrales de buena calidad, donde encuentren un lugar prioritario las verduras y hortalizas crudas preparadas en ensaladas; las frutas y los frutos secos. Limitando al máximo los productos procesados, el azúcar blanco, las grasas de mala calidad, los estimulantes, los conservantes y demás productos químicos.
  • Beber muchos líquidos, sobretodo agua. Limitar las bebidas gaseosas y dulces, zumos, refrescos y demás líquidos envasados.
  • Hacer ejercicio diario
  • Dormir las horas necesarias
  • Abrazar, besar, conversar, comunicarse, sonreír, respirar y disfrutar de los pequeños placeres de la vida.
  • Tener claro que lo excesivo es tan nocivo como lo insuficiente y encontrar el punto medio.
  • Cumplir objetivos: para ello lo primero es marcarse objetivos sencillos, que puedan ser cumplidos; una vez alcanzados activas tus centros de placer y obtienes tu recompensa: dopamina!

PLANTAS MEDICINALES QUE TE AYUDAN A DEJAR DE FUMAR

Avena (Avena sativa): Tiene una acción sedante. También por su efecto tónico y reconstituyente, te ayuda a proteger la mucosa respiratoria y gástrica.

Ginseng (Panax ginseng): En este caso su raíz contribuye a disminuir los síntomas del síndrome de abstinencia que seguramente sentirás cuando tu organismo deja de recibir nicotina

Drosera (Drosera rotundifolia): Favorece la eliminación de las sustancias tóxicas que has acumulado en el aparato respiratorio.

Melisa (Melissa officinalis): Te ayuda a combatir la ansiedad que se produce al dejar de fumar.

Anís verde (Pimpinella anisum): Actúa sobre el aparato respiratorio y facilita la eliminación de las mucosidades bronquiales que se forman, al hacerlas más fluidas.

Prepara una mezcla con 25 gr. de avena, drosera, melisa y anís verde.
Por la mañana, pon 1 litro de agua a calentar, cuando hierba añade 4 cucharaditas de postre de ginseng y deja 5 minutos a fuego lento; luego añade 4 cucharadas de la mezcla, espera 1 minuto, apaga el fuego y deja reposar 10 minutos. Cuela en un recipiente de vidrio.
Al mediodía, la misma operación añadiendo a las 4 cucharadas de la mezcla, 100 gotas de tintura de melisa.
Por la noche, la misma operación, añadiendo a las 4 cucharadas de la mezcla, 4 cucharaditas de postre de valeriana.
La finalidad es tomar ginseng solo por la mañana, un extra de melisa al mediodía y valeriana solo por la noche.
Toma una taza endulzada con miel cada día después de las comidas durante un mes, descansa una semana y repite el tiempo que sea necesario. Con 1 litro de infusión tienes para 4 días.

Paralelamente, sustituir los cigarrillos por otras cosas que llevarse a la boca, como caramelos de hierbas, o chupar un pedazo de raíz de regaliz cuando tengas el deseo de fumar, para sustituir el hábito reflejo creado.
El regaliz (Glycyrrhyza glaba), además de contener principios activos que desintoxican el organismo, hace que el gusto del tabaco sea desagradable.

DEJAR EL TABACO TIENE SUS RECOMPENSAS

Recuperas el gusto, el olfato y el deseo sexual.
Tu aspecto es más atractivo: dientes blancos, cabello brillante, buen aliento, olor en tu ropa y pelo agradables.
Respiras mejor, te cuesta menos el ejercicio y te sientes más joven y fuerte.
Ahorras dinero.
Vuelves a ser la persona que en realidad eres, es decir, la única que siempre deberías haber sido.
Recuperas la mejor versión de ti mismo.

¿QUÉ CONSIGUES AL DEJAR EL TABACO?

  • Al cabo de ocho horas, el exceso de monóxido de carbono desaparece y mejora la oxigenación pulmonar
  • En 5 días, la mayoría de la nicotina ha salido de tu cuerpo
  • En un mes, la apariencia de tu piel ha mejorado
  • A los 3 meses, empieza a mejorar tu función pulmonar
  • Después de 6 meses, aumenta la capacidad de resistencia a las infecciones
  • Al cabo de 1 año, el riesgo de sufrir una enfermedad cardíaca se ha reducido a la mitad
  • Pasados 10 años, el riesgo de padecer cáncer de pulmón se iguala al de los no fumadores
  • A los 15 años, el riesgo de padecer un accidente cardiovascular es igual al de quien no ha fumado nunca

Y para acabar comparto una meditación que te puede ayudar a reforzar la voluntad para dejar de fumar, confío que lo consigas!

One Comment on “Olvídate del tabaco con estas plantas medicinales

  1. Pingback: Olvídate del tabaco con estas plantas medicinales

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: